¿Cuántas canciones os toca elegir para vuestra boda?

Se dice que el día de la boda es el más importante en la vida de una persona. En todo caso, lo que sí es cierto es que queremos que todo salga a la perfección si somos los protagonistas.

La elección de la música es un elemento a tener muy en cuenta, puesto que la celebración será más o menos animada en función de lo que escojamos. En este post te vamos a dar claves para elegir las mejores canciones para tu boda.

Las canciones que no pueden faltar

Un clásico para la ceremonia propiamente dicha es la marcha nupcial en la apertura. Durante la ceremonia, una opción a valorar es contar con un coro para los salmos en caso de ser una celebración religiosa.

En el cóctel, es habitual que se toque un hilo musical suave y que favorezca las relaciones sociales entre los invitados.

Durante el banquete propiamente dicho, suele haber una apertura después de los postres en la que se hace un baile nupcial y, posteriormente, una mezcla de distintos géneros musicales para el esparcimiento de los invitados.

En los diferentes géneros musicales es donde hay que elegir bien para que todo el mundo se divierta y la recomendación más efectiva es que, más allá de las preferencias personales de la pareja, hay que conseguir una mezcla de géneros que gusten a todos y que estén pensados para bailar.

Canciones del verano

Las llamadas “canciones del verano” suelen funcionar muy bien y resultar atractivas para una boda; David Bisbal no falla en estas celebraciones y canciones como ‘Ave María’ funcionan. Aunque puede parecer un tanto desfasado, los pasodobles en plan charanga como ‘Paquito el Chocolatero’ siguen conservando su vigencia en versiones electrónicas y animan a la gente mayor.

El pop nacional también es una opción interesante; canciones como ‘Corazón partido’ de Alejandro Sanz, aunque más lentas, son del gusto de mucha gente. A partir de ciertas horas, y para los más jóvenes, optar por el rock nacional e internacional es lo más adecuado, con grupos como Extremoduro o los Rolling Stone.

En el cóctel o la sala del banquete, la elección principal es optar por un músico en directo o por un DJ. Lo cierto es que, a no ser que busquemos un género muy especializado en el que el músico destaque, es más recomendable el DJ porque, además de ofrecer una variedad de canciones y géneros importante, puede hacer mezclas para conseguir los efectos deseados en el momento y así animar la celebración en momentos bajos de la misma.

Si optamos por música en directo, habrá que atinar bien en el género y lo que aconsejamos es que la persona o grupo estén disponibles para las distintas fases de la celebración, tanto para la ceremonia propiamente dicha como para el cóctel y el banquete.


También te puede interesar...

Deja un Comentario o haz una Consulta